“ESTE DÍA EN LA HISTORIA CUBANA – La Expedición de Suministros de Ríus Rivera”

ESTE DÍA EN LA HISTORIA CUBANA
La Expedición de Suministros de Ríus Rivera

El 18 de septiembre de 1896, el general Antonio Maceo aseguró los pertrechos militares que provenían de las costas estadounidenses y desembarcaron en la caleta María la Gorda, en Cabo Corrientes, 10 días antes. Se trató de una peligrosa operación militar clandestina ya que requirió una difícil marcha desde las bases del ejército cubano en la Sierra de Rubí hasta la región más occidental de Pinar del Río.

Maceo encabezó una fuerza de 300 élites para recibir los refuerzos necesarios de material y hombres de guerra, comandados por el general Juan Ríus (oriundo de Puerto Rico) y el coronel Francisco Leyte Vidal, ambos veteranos de la Guerra de los Diez Años. Entre los recién llegados se encontraba Francisco Gómez Toro, el hijo mayor de Máximo Gómez. Ríus Rivera trajo la noticia oficial de la muerte de José Maceo, lo que entristeció profundamente a su hermano Antonio.

El suministro militar incluía mil rifles, más de 500.000 cartuchos de munición, dos mil libras de dinamita, un cañón con 100 proyectiles y más de tres docenas de combatientes, en su mayoría experimentados. Con el material de guerra asegurado, Maceo inició la marcha de regreso a la Sierra de Rubí. La topografía de la región facilitó el intento del ejército español de rodear a los cubanos. El general Valeriano Weyler ordenó a varias columnas atrapar a las tropas y el material militar del general Maceo antes de que llegaran a estos reductos montañosos. Más de 8.000 soldados españoles en cuatro columnas maniobraron para rodear a los rebeldes. La situación se volvió crítica y, el 4 de octubre, se libró en la “Ceja del Negro” el encuentro más sangriento de la guerra. En una feroz batalla, los españoles se mantuvieron firmes con su ancestral tenacidad fatalista, con sus generales en las primeras filas. Sólo las habilidades entrenadas en batalla y el coraje puro de los veteranos de Maceo les permitieron romper el cerco. Unos días después, los rebeldes estaban de regreso en la montaña con la mayor parte de la expedición y los suministros de Ríus Rivera.

*Pedro Roig es Director Ejecutivo del Instituto de Estudios Cubanos. Roig es un abogado e historiador que ha escrito varios libros, incluido Muerte de un sueño: una historia de Cuba. Es un veterano de la Brigada 2506.